Inversiones inmobiliarias necesarias

image001

Cinco inversiones inmobiliarias que dentro de cinco años lamentarás no haber hecho hoy.

España se está recuperando. Eso parece ser una tendencia, a pesar de las dudas. Si esa tendencia se confirma, estas son las cosas que dentro de cinco o diez años lamentarás no haber hecho a tiempo.

1.- No haber comprado una vivienda. Si piensas que los precios aún son elevados, eso es porque no te has parada a pensar que, con la economía a pleno rendimiento, dentro de cinco años es probable que estén mucho más altos. La vivienda da signos de estar recuperándose de modo que, si hay un momento para comprar, es ahora. ¿Lo vas a desaprovechar?

2.- No haber amortizado capital. A medida que se recupere la economía, subirán los precios. Eso supondrá subida de los tipos de interés del BCE para evitar la inflación. Como tu hipoteca ahora es a interés variable,  pagarás mucho más cada mes. “¿Por qué no amorticé capital?”, dirás dentro de unos años.

3.- No haber pedido una hipoteca fija. Supongamos que vas a comprar esa vivienda que tanto deseabas, y lo haces ahora, que es el momento. Pero siguiendo tus viejas costumbres, la pides a interés variable. Dentro de unos años lamentarás no haber pedido una hipoteca a interés fijo que hoy rondan entre un 2 y un 3% de interés. Un chollo.

4.- No haber comprado una segunda vivienda. Durante años, la segunda vivienda (las de la costa, especialmente) han estado realmente baratas. Poco a poco se empieza a recuperar. El turismo esta batiendo record de llegadas, muchos de ellos con ganas de comprar vivienda en España. Volveremos a los tiempos heroicos. ¿Por qué no la compraste? Eso te preguntarás en 2020.

5.- No haber comprado ese local comercial tan chulo. Estaba en una urbanización tan nueva, que parecía un desierto. Hoy hay montones de urbanizaciones en las ciudades que parecen artificiales. Pero tarde o temprano llegarán familias, y necesitarán cafeterías, librerías, guarderías… Y aquel local comercial que tanto te gustó, lo compró otra persona. Lamentarás no haber hecho esa inversión.